4 millones 723 mil 715 personas disfrutaron de los eventos de OCESA en 2018

El 2018 fue uno de los mejores en la historia de México en el ámbito musical y del entretenimiento, pues recibió los mejores espectáculos. Grandes conciertos y shows especiales llegaron para dejarnos una gran satisfacción. En el top 20 de los mejores festivales del mundo, según la prestigiada revista Pollstar, encontramos a tres de los preferidos del público nacional: EDC México, Vive Latino y Hell & Heaven. Entre los recintos con mayor audiencia en el año está el Foro Sol, con una cifra de más de 800 mil asistentes. En efecto, 2018 se convirtió en uno de los mejores años en la historia de OCESA.

El primer trimestre comenzó con uno de los grupos más aclamados de ahora y siempre: Timbiriche, los cuales abarrotaron durante tres fechas seguidas el Auditorio Nacional. Más tarde, tocó turno a Los Ángeles Azules, quienes pusieron a bailar a todo el público con su cumbia sinfónica. Después Morat, el grupo colombiano del momento con seis conciertos inolvidables.

Los artistas de origen anglo que abrieron en este año fueron The National, Bon Iver y Bruno Mars. Los primeros dos deleitaron a sus fans en el Pepsi Center WTC. Mientras que el intérprete de Uptown Funk conquistó a todos sus seguidores con una mezcla de pop y música dance en el Estadio Universitario de Monterrey.

En febrero comenzó lo que ahora se considera una hazaña. Luis Miguel inició sus presentaciones en el Coloso de Reforma para convertirse, de nueva cuenta, en uno de los artistas más reconocidos y exitosos del momento. Asimismo, la Curva 4 del Foro Sol albergó la 5a edición del festival Electric Daisy Carnival (EDC). Toda la energía de la música electrónica reunida en un sólo lugar creó una fiesta sin precedentes.

Los amantes del ska no pararon de bailar en el Palacio de los Deportes con la segunda edición del Non Stop Ska. Este festival convocó a una gran diversidad de proyectos musicales como Tokyo Ska Paradise Orchestra, Bad Manners, Desorden Público, Decibelios y Oi-Skall Mates, entre otros.

Enrique Bunbury, y su Ex·Tour 17-18, tuvo fechas en Puebla, CDMX, Querétaro, Guadalajara, Morelia y San Luis Potosí. Jorge Drexler visitó una vez más la capital metropolitana para presentar su nuevo trabajo discográfico Salvavidas de Hielo. Otro de los artistas queridos por el público mexicano es Alejandro Fernández, quien triunfó en el Auditorio Nacional.

En marzo, una de las bandas más emblemáticas del sonido bayou vino a nuestro país. Creedence Clearwater Revisited interpretó un repertorio compuesto por sus mejores canciones en el Palacio de los Deportes. Tras 23 años de ausencia en México, el legendario músico y baterista británico Phil Collins deleitó a sus seguidores con canciones de su etapa como solista, así como de la era gloriosa que vivió con Genesis.

El trío británico integrado por Dave Gahan, Martín Gore y Andrew Fletcher, Depeche Mode, ofreció uno de los mejores conciertos en el Foro Sol con su Global Spirit Tour después de 9 años de no pisar territorio nacional. Por esas mismas fechas, se presentó en nuestro país una de las giras más esperadas. El español Pablo Alborán enamoró a sus fans en el Auditorio Nacional; y después, actuó en el Centro de Congresos de Querétaro.

Posteriormente, la dupla más querida regresó en este mismo mes, Emmanuel & Mijares y su Two’r 2 Amigos reventaron el Coloso de Reforma. A la par de este conjunto, otro dueto trascendió en la escena musical. Con un gran impacto en los Estados Unidos, Ha*Ash se reunió de nueva cuenta con su público capitalino en el mismo escenario de Reforma.

El festival Vive Latino, el mayor evento de rock en español, se realizó por decimonovena ocasión en el Foro Sol. Así, lo mejor del rock se reunió en uno de los eventos más grandes de toda Latinoamérica. También, se llevó con gran éxito la séptima edición de Tecate Pa´l Norte en el Parque Fundidora en Monterrey.

El segundo trimestre comenzó con la presentación del ex Talking Heads, David Byrne, quien colgó el letrero de localidades agotadas en el Teatro Metropólitan. The Killers enardeció a 65 mil personas en el Foro Sol. El talento mexicano se hizo presente cuando el vocalista invitó a un fan a tocar la batería y logró llevarse la noche. Diana Krall y su inigualable voz hechizaron el Auditorio Nacional. Mientras que LCD Soundsystem y Franz Ferdinand enloquecieron al público mexicano con sus delirantes conciertos en el Pepsi Center WTC.

Y qué decir de la primera edición del festival Corona Capital en Guadalajara, el cual contó con una gran variedad de artistas y grupos como The Killers, Alanis Morissette, David Byrne, Cut Copy, Frank Turner y Matt And Kim, entre otros. Por otra parte, el rock en español tuvo protagonismo en el mes de abril. Izal, una de las nuevas caras del rock de España, Miranda!, los reyes del electropop argentino y Odisseo, una de las futuras promesas del rock nacional, agotaron las localidades de sus respectivos conciertos.

En mayo tuvimos un gran repertorio de géneros y artistas de diferentes partes del mundo. Para empezar, la Arena VFG en Guadalajara fue el escenario donde actuó una de las grandes. Katy Perry conquistó al público tapatío con su estilo único y una personalidad imponente. Entre los artistas del pop en español, el Auditorio Nacional recibió durante tres fechas a Ricardo Arjona. Con una temática circense, el guatemalteco puso a cantar a su público con sus clásicos temas.

La música regional de Alicia Villarreal estuvo presente en el Teatro Metropólitan. En esta misma línea musical, Pepe Aguilar y su familia hicieron del Palacio de los Deportes un Jaripeo sin Fronteras, pues el espectáculo también recorrió varias plazas de la República Mexicana.  

Por su parte, el fiel público metalero realizó el mosh pit con gran energía y poder en el festival Hell and Heaven. Bandas de alto calibre como Judas Priest, Megadeth, Scorpions, Deep Purple, Ozzy Osbourne, Mastodon, Saxon, Marilyn Manson, Gojira y un puñado más, elevaron los decibeles en la Curva 4 del Autódromo Hermanos Rodríguez.

Más conciertos y ritmos llegaron en junio. Para comenzar, Harry Styles enloqueció a sus seguidoras en el Domo de Cobre. 5 Seconds Of Summer se apoderó del Lunario; mientras que una de las leyendas vivientes de la música, Barry Manilow, interpretó lo mejor de sus canciones en el Coloso de Reforma. La cantante y productora Halsey y la banda inglesa de indie rock Alt-J se adueñaron del Pepsi Center WTC, ambos en diferentes fechas. Caifanes y Zoé actuaron, por separado, en el Auditorio Telmex de Guadalajara. Posteriormente, interpretaron sus emblemáticas canciones en el Auditorio Nacional.

En junio, la nostalgia y emotividad se hicieron presentes en este mes. Primero, Natalia Lafourcade puso a prueba su poder de convocatoria en el Teatro Metropólitan. Este sería el preludio de un largo descanso que la cantante se tomaría después de culminar sus presentaciones. Fobia se reunió para festejar sus 30 años de vida. Leonardo, Paco, Iñaki, Cha! y Jay de la Cueva llevaron la rebanada de su gira Pastel al Domo de Cobre. En el interior de la república, la primera edición del Pulso GNP congregó a 40 mil asistentes en el Antiguo Aeropuerto de Querétaro.

La bachata, el baile y un poco de reguetón fueron los ritmos que Romeo Santos desató en el Estadio 3 de Marzo en Guadalajara y en el Foro Sol.

Para el tercer trimestre del año, julio trajo de vuelta a uno de los artistas del medio infantil, Cepillín. Aunque para muchos fue parte importante de su niñez, el Payasito de la Tele revivió los recuerdos de sus seguidores adultos y conquistó al nuevo público infantil con un gran show. En esta primera semana, Lupita D’Alessio convocó a todos sus fans en el Coloso de Reforma.

Los pequeños disfrutaron de un clásico de los espectáculos, Disney On Ice regresó al Auditorio Nacional con una exitosa temporada. En este show la historia de Moana, en compañía del semi-Dios Maui y junto a las princesas de Disney, nos enseñaron que los sueños se pueden alcanzar.

Por su parte, el británico Sam Smith tuvo una presentación en el Palacio de los Deportes y dejó en claro que es uno de los máximos representantes del pop, soul y R&B de la actualidad. La artista virtual más importante a nivel mundial Hatsune Miku puso a cantar a sus seguidores al ritmo de sus más grandes éxitos en el Pepsi Center WTC.

Agosto no se quedó atrás en música y shows familiares. Después de confirmar su nueva producción, Interpol sorprendió a su público cuando anunció que este material lo presentarían en nuestro país; y en uno de los escenarios con más prestigio de la Ciudad de México: el Teatro Esperanza Iris. También, Rock en tu Idioma Vol. 2 revivió por una noche la nostalgia y las viejas glorias del rock en español en el Palacio de los Deportes.

Para culminar el mes, llegó a Guadalajara el Cirque du Soleil con una producción inspirada en nuestras costumbres y tradiciones: LUZIA. Así soñamos México, con temporadas en Guadalajara, Monterrey y la Ciudad de México; el show, con un sentido onírico, una excepcional narrativa visual, una producción de alta categoría y artistas de diferentes latitudes, sorprendió a todos con un gran despliegue de actos circenses y un concepto artístico que representa con orgullo a México.

Para finales de este trimestre, grandes conciertos y nuevos exponentes musicales actuaron en los mejores escenarios. Moenia que puso a cantar al público del Teatro Metropólitan con su electropop. El Coloso de Reforma recibió por primera vez a Remmy Valenzuela, un artista del género grupero que ya es reconocido en el norte del país y que ahora se ganó el cariño y gusto de los capitalinos.  

La cantante Camila Cabello trajo su gira a tierra mexicana. Dos fechas marcan el paso de la cantante en nuestro país. El primer show se llevó a cabo en el Palacio de los Deportes; y el segundo, en el Auditorio Telmex de Guadalajara. Pero no toda la actividad se concentra en las grandes metrópolis. Mérida demostró una vez más que pueden albergar los mejores conciertos. Tecate Arcadia fue un rotundo éxito en esta emblemática ciudad. Con mucha música y grandes estrenos, este trimestre se caracterizó por su diversidad.

El último trimestre cerró con broche de oro. Marc Anthony y Shakira fueron los protagonistas de octubre. El neoyorquino, y su Legacy Tour, tuvo cuatro presentaciones en nuestro país. La primera parada de este talentoso cantante fue el Coliseo de Yucatán; después, la salsa del intérprete puso a bailar a los veracruzanos en el Estadio de Béisbol Beto Ávila.

Shakira cantó sus mejores temas en uno de los recintos más envidiables y de gran importancia en la Ciudad de México. Pero el repertorio de artistas internacionales de habla hispana no termina aquí. Con cinco conciertos, Chayanne fue toda una sensación al presentarse en el Auditorio Nacional.

En el rock internacional, Nick Cave & the Bad Seeds se coronó como uno de los mejores shows del 2018 en el Pepsi Center WTC. También tuvimos a Gorillaz, la banda virtual que, desde su aparición, fue del gusto y agrado de los mexicanos. Este concierto se realizó en el Palacio de los Deportes. Posteriormente, The Weeknd llegó al mismo escenario con dos presentaciones, el cantante ofreció un espectáculo visual nunca visto. A finales del mes, Casa Comedy Fest fue el primer festival de stand up en el Teatro Metropólitan. Aquí se reunieron los mejores comediantes del momento.

Durante cuatro noches, Los Caligaris demostraron que cuentan con lo necesario para abarrotar el Auditorio Nacional. Por otro lado, Caifanes no se quedó atrás y ante 17 mil personas, en el Palacio de los Deportes, dejaron claro que están lejos de que los olviden. En este mismo recinto, una leyenda viva del rock mexicano, Alex Lora y su grupo El Tri festejaron 50 años de trayectoria artística; fue un show inigualable e histórico. Durante casi seis horas, más de 16 mil almas rindieron pleitesía a uno de sus más grandes ídolos.

Noviembre fue un mes que todos recordaremos por los festivales y los artistas que nos visitaron. Uno de los exponentes de la balada romántica de principios de los 90, Roberto Carlos; se reunió de nueva cuenta con su público capitalino con dos conciertos en el Auditorio Nacional.

Moderatto se consagró como una de las agrupaciones más grandes del rock pop en el Auditorio Nacional. Molotov se desenchufó en el Teatro Metropólitan para interpretar sus éxitos con el sonido característico de la banda. Después, Nacho Vegas tuvo dos presentaciones para demostrarnos que la lírica aún importa. Pixies, Morrissey y The Rasmus hicieron de cada uno de sus shows una experiencia única e irrepetible. Con conciertos ensordecedores, complacieron a su público, quienes, sin duda, quedaron satisfechos.

El noticiero más importante de Chile, sobre todo para los más pequeños, 31 Minutos, demostró que México ya es su segunda casa. Por otra parte, nuevos talentos como Los Mesoneros, Carlos Sadness, Monsieur Periné y Paulo Londra dejaron todo sobre los escenarios.

Los festivales se adueñaron del país en este trimestre. Tecate Comuna, Coordenada, Península y Sonoro conforman la lista de eventos más esperados de este año. Pero el que cumplió con todas las expectativas fue Corona Capital. El Autódromo Hermanos Rodríguez se engalanó con los mejores exponentes de la música independiente, el pop y el rock en general. Grandes bandas y artistas como The Chemical Brothers, Lorde, Imagine Dragons, Robbie Williams, entre otros, protagonizaron el cartel. Finalmente, Roger Waters, y su Us + Them, transformó el Palacio de los Deportes en un recinto de psicodelia, rock y protesta.

Para diciembre, Luis Miguel se coronó como el artista con más presentaciones en el Auditorio Nacional con llenos totales. En cuanto a festivales, Coca Cola Flow Fest rompió récord de asistencia en el Foro Sol. Por segunda ocasión, lo mejor del género urbano convocó a todos los capitalinos con toda la fuerza del reggaeton.

Sin duda alguna, 2018 superó cualquier expectativa en el ámbito musical y de los espectáculos. Increíbles puestas en escena y los mejores artistas del momento compartieron su talento con los mexicanos. Más de trecientos eventos entre conciertos y espectáculos familiares hicieron de este año una experiencia inolvidable.

México se ha posicionado como uno de los destinos número uno en materia musical. De esta forma, se confirma que la industria tiene una gran posibilidad de expandirse. El público mexicano demuestra año con año ser de los más fieles y apasionados. Así pues, 4 millones 723 mil 715 personas disfrutaron y gozaron de las propuestas artísticas de OCESA. Con grandes sorpresas y expectativas para el siguiente año, 2018 quedará en la memoria de todos los fans y pasará a la historia como uno de los mejores en la música y los espectáculos.

Entradas relacionadas